Gracias papá, sin ti…

Desde el primer instante de mi vida supe que me querías con locura, te oía hablarme desde el otro lado de la barrigota de mamá y sabía que serías “lo más”.

Siempre dispuesto a todo, fuiste el primero en vestirme en este mundo, y desde entonces todo lo has dado por mi.

Se te dio bien ser papá desde el primer momento, cuando mamá no podía más allí estabas tú para calmarme, acogerme entre tus brazos, hablarme y susurrarme al oído hasta que caía rendida.

Siempre dispuesto a arrancarnos unas carcajadas a las dos, cuando estás conmigo eres un niño más, te metes en el papel y ¡hasta parece que a veces disfrutas más que yo jugando conmigo!

Me divierto muchísimo contigo, me encanta saltar en el sofá, correr por el jardín detrás de la pelota, ensuciarnos hasta las cejas mientras pintamos, acabar rebozados de arena cuando jugamos con el cubo y la pala, me encanta jugar y reírme contigo…

Soy feliz a tu lado, he aprendido muchísimas cosas de ti y contigo estos dos años de mi vida… ¡Y lo que me queda!

Cuando te oigo entrar en casa salto de alegría y voy corriendo a buscarte, abrazarte y besarte, mientras intento explicarte con mi lengua de trapo todo lo que he hecho durante esas horas que no has estado…

Y ahora que ya me hago mayor, me gusta ayudar con todo lo que me habéis enseñado: poner “cosas” en la lavadora, preparar la mesa para comer, maquillarme, peinarme como mamá y ponerme los zapatos sola, ayudaros a desvestiros y vestiros, preparar la comida con vosotros me encanta, regar las flores del jardín, descalzarnos en cuanto entramos en casa, y cuidaros el día que estáis malitos… ¡Nunca faltan besitos y caricias!

Y ahora papi vamos a tener que hacer piña, en pocos días llegará mi hermanito o hermanita y yo te ayudaré en todo lo que pueda, tal y como tú hiciste conmigo. ¡Empezaremos de nuevo!

Gracias papá, sin ti no estaría aquí ni sería quien soy.

Y ahora que ya se decirlo… ¡Te quiero!

Martina

Anuncios

Un comentario en “Gracias papá, sin ti…

  1. Que palabras …no puedo escribir mas porque no veo por las lágrimas de emoción ya que desde que tenemos nuestra Anna siento exactamente lo mismo…y es verdad…los papis son únicos 🙂

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s